Estudiando el mundo que no vemos

¿Quién coloca y cómo los dispositivos que llamamos «implantes etéricos» y cuál es la razón para hacerlo?

En el tercer nivel de la formación de la EMEDT hacemos una introducción a las técnicas de “cirugía etérica”, como se conoce, de forma general, las herramientas que nos permiten, con las manos, y usando la contrapartida “energética” de estas, extraer y hacer sanaciones en nuestro sistema energético, entre otras cosas, para sacar lo que se denominan “implantes etéricos”.

A falta de mejor nombre, porque este tipo de dispositivos no son solo etéricos, sino que los hay emocionales, mentales, causales y también álmicos, los “implantes etéricos” son elementos, generalmente tecnológicos, diseñados por REC e insertados en puntos clave del sistema energético del ser humano para limitar, taponar, bloquear, reducir o alterar de algún modo las funciones de alguna parte de nuestro organismo. Aquí, al menos en este artículo, no hablaremos de nada físico o sólido, es decir, si alguien tiene un implante del tipo que sea en la clavícula o en la rodilla, a priori eso se ve en una radiografía o escáner. Los implantes “etéricos”, o vamos a decir “energéticos”, no salen en ningún tipo de imagen que podamos tomar de nuestro organismo con ninguna de las tecnologías que tenemos para ello, por lo que, en general, dependemos de la habilidad, conocimiento y trabajo con nuestro YS para detectarlos en los diagnósticos que hacemos y en los procesos de eliminación de estos, sea directamente a través del YS, o sea empleando herramientas como la cirugía energética que hemos mencionado.

Origen de los dispositivos-implantes energéticos

La existencia de este tipo de dispositivos energéticos insertados en la estructura sutil del ser humano se remonta al desarrollo del género paranthropus del que ya hemos hablando anteriormente, ya que, para crear las primeras “élites” que luego darían, con el paso de los siglos y milenios, lugar a lo que ahora llamamos “SC”, o sistema de control, había que hacer evolucionar a este grupo de “homos” lo más rápidamente posible, para alejarlos, por medio de diferentes cambios energéticos, genéticos y estructurales, de las versiones de homo erectus, habilis, neandertal, etc., que iban siendo creadas por asimoss a un ritmo evolutivo más lento.

Por lo tanto, el objetivo era que, con la inserción de diferentes elementos tecnológicos pero sutiles, es decir, tecnología etérica así como dispositivos hechos de energía emocional, mental o causal, se pudieran hacer todo tipo de cambios, activaciones o bloqueos de los diferentes elementos del sistema energético donde estuvieran insertados, ya que, en los niveles y cuerpos en los que están colocados, esos dispositivos son “sólidos” para ese mismo nivel de energía, y están perfectamente acoplados en ese nivel estructural, aunque, desde el plano y percepción física, son obviamente elementos “energéticos” y que no podemos percibir con nuestros sentidos habituales.

Por lo tanto, para hacer avanzar rápidamente a un pequeño grupo de lhumanus, se experimentó con la inserción de tecnología que potenciara sus capacidades, de manera que, sus esferas mentales, por ejemplo, recibían un flujo continuo de energía de alta frecuencia a través de estos dispositivos, permitiendo la activación completa y permanente de todas las capacidades presentes en la psique y que, nosotros, de forma general, tenemos “apagadas” o inactivas por falta, precisamente, de un flujo energético continuo de alta vibración que nos active todas estas funciones denominadas “superhombre” en el patrón conductual (haciendo referencia a “super poderes”).

Otros elementos tecnológicos insertados en el género paranthropus hacían la función de evitar la obsolescencia programada que todos tenemos en nuestro avatar, así como emitían los pulsos y códigos necesarios para activar todo el ADN de las diferentes razas y especies que donaron parte de su genética para crear el ser humano. De esta manera, y de nuevo, con el paso de los milenios, unos 150 clanes y grupos de paranthropus se fueron convirtiendo en el crepúsculo que daría lugar a los niveles más altos de SC y que, hoy en día, y hasta hace poco, se encontraban trabajando bajo coordinación de SC3 y SC4 exclusivamente. Con la salida de SC3 y SC4 hacia Marte, muchos de sus equipos “de apoyo” pertenecientes también a linajes paranthropus “mejorados” han salido también hacia el planeta vecino, mientras que, otros muchos descendientes de esos antiguos linajes son los que conforman hoy en día parte del grupo que hemos llamado anteriormente C300, que ellos se autodenominan «Olympians», y que forman el conglomerado de mayor poder dentro de SC6.

Si sirve para activar, tambien sirve para desactivar

Evidentemente, un dispositivo de cualquier tipo que hace estas y otras funciones, también puede hacer las funciones contrarias. Así que, igual que uno de estos implantes energéticos puede ser usado para darle más potencia a una capacidad presente en nosotros, puede ser usado igualmente para desactivar algo en el sistema energético, para bloquear algo en un cuerpo sutil, o para minimizar el flujo de energía que llega a nuestra psique, a nuestras estructuras superiores, a nuestros órganos o a cualquier parte del cuerpo. Y, como muchos seres humanos, con el paso de los milenios, con los cambios en la estructura del planeta, con la evolución de la humanidad, etc., han ido despertando de forma natural múltiples potenciales y capacidades “extra” latentes en nuestro avatar, asimoss decidieron que había que ir “insertando”, por aquí y por allá, estos dispositivos con tal de ir “controlando”, en la manera de lo posible, la activación descontrolada de toda la caja de “herramientas” que tenemos codificada en nuestros genes y estructura sutil.

Pero ¿Quién o que pone estos dispositivos? ¿Cómo lo hacen?

Esta es la parte más complicada. En general, solían ser miembros de alomiss, la especie que tiene características mantoides y de la que hablamos también en los cursos y hemos comentado alguna vez también en artículos anteriores del blog. Son expertos en este tipo de “cirugía implantiva” y, su configuración manual (la forma que tienen sus manos), les permite el trabajo en el sistema energético del ser humano de forma relativamente eficiente, comparado con el resto de las razas de REC. Ahora, la cuestión es, ¿Cómo saben a quién deben ponerle algún tipo de dispositivo para que no desarrolle algún tipo de capacidad “no deseada”?

Pues la respuesta es que no lo saben. Literalmente, no lo saben. REC no tiene acceso al plan evolutivo individual de cada ser humano, y no pueden saber si el alma y el YS han decidido que, en una de tus encarnaciones, vas a necesitar tener activada la capacidad esta o la capacidad la otra, así que no pueden prever de antemano que hay un ser humano aquí o allá que va a nacer con unos potenciales extraordinarios, o que va a tener activado por defecto tales funcionalidades que, según planificaron ellos para el homo sapiens, deberían venir apagadas. Así que, como no lo saben, solo pueden descubrirlo de dos formas. O bien esa persona, ese ser humano, “destaca” y “hace ruido” de algún modo para que REC se entere de su existencia, o bien, por la razón que sea, alguno de los millones de entes al servicio de REC percibe a alguien con esos potenciales activos y lo reporta entonces a los niveles superiores de la raza alomiss que “estudian” el caso para ver si hay que bloquear a la persona o no.

En general, y por esta razón, existen muchas personas en muchas épocas históricas con diferentes potenciales que han mostrado las capacidades que el ser humano tiene y puede tener, y REC no ha podido hacer nada para evitarlo, principalmente porque los seres y guías que tenemos todos desde el primer aliento de vida para asistirnos como pueden y en lo que pueden, han conseguido hacer pasar desapercibida a esa persona durante el tiempo suficiente para desarrollar esa capacidad, y, luego, han conseguido proteger a esa persona de mil formas diferentes para que no le fuera desactivada de nuevo.

No siempre sucede así, ya os he mencionado anteriormente que nuestros guías y YS se rigen por unas normas muy estrictas de intervención y apoyo, no pueden violar nuestro libre albedrío, se guían por una serie de experiencias y planes evolutivos que el alma y el YS diseñan, etc. Así que, a veces, no hay más remedio que permitir que ese implante sea colocado porque eso ayuda a aprender, trabajar o hacer algo en esta vida o, por la repercusión que tiene, en cualquiera de las otras encarnaciones. Pero, a veces, es necesario evitar que esos dispositivos se pongan o, si se han puesto, hacer todo lo posible por quitarlos para que la persona exprese ese potencial latente y presente en ella, y en cualquiera de nosotros. De ahí que, en estos casos, aparecen en tu vida las personas, conocimientos, terapeutas, técnicas o herramientas para que puedas evaluar si tienes alguno de estos dispositivos y aprender a eliminarlo por ti mismo o que alguien te los quite.

Difícilmente, a estas alturas del partido, REC volverá a colocarlos, no es imposible, ni mucho menos, pero alomiss, junto con asimoss y el resto están ya por otros temas, como os decía en artículos anteriores, cerrando sus procesos, recogiendo sus bases y centros operativos, desmontando las estructuras de su realidad y sacando todo lo que tengan que sacar para irse del todo, en algún momento, del planeta, así que, ahora mismo, la humanidad ya es un tema más o menos secundario para ellos. Y SC no puede colocar este tipo de dispositivos, ni los entes que trabajan con ellos pueden hacerlo. Esto lo digo de forma general, quizás algún caso particular se me escape, y todavía a alguno de nosotros nos intenten bloquear por aquí o por allá de alguna manera (personalmente llevo años sacando cosas de mi sistema energético que, desde que empecé a escribir el blog y dar los cursos, han ido “apareciendo” en mis estructuras sutiles), pero ya no será lo normal y, en todo caso, irá continuamente a menos.

Implantes energéticos que vienen «de serie» al nacer

Por otro lado, y hace cosa de siglo y pico, asimoss vio que era imposible mantener el ritmo de «bloqueo individual » a la cantidad de personas, que, por el simple hecho de estar evolucionando a medida que la propia humanidad lo hacía, se les activaban potenciales por aquí o potenciales por allá. Así, decidieron insertar una serie de este tipo de dispositivos en todo el mundo «de serie», en el momento en el que se formaban los cuerpos sutiles que ya hemos comentado en anteriores artículos. De esta forma, en el «molde» causal, mental, emocional y etérico que se usa para crear cada uno de nuestros cuerpos, diseñaron los diferentes «bloqueos» que todo el mundo iba a traer por el simple hecho de encarnar y tomar un avatar humano con toda su estructura energética.

Con ello, ya solo se tenían que preocupar de ir «taponando» cosas específicas que algunas personas fueran activando, o consiguieran activar, a nivel de cualidades y potenciales latentes en nosotros, pero, para la inmensa mayoría, todo ello ya estaría de serie y desde el nacimiento bloqueado, no solo por programación y topes en la psique y en los elementos que rigen estas cualidades que tenemos, sino directamente en diferentes partes de la estructura etérica, emocional, mental, etc., donde esos elementos también tienen parte de mecanismos que los hacen funcionar.

Eliminando todo lo posible la mayoría de estos implantes energéticos «de serie»

Entonces, como es posible que todos y cada uno de nosotros tengamos diferentes dispositivos de este estilo ya desde nuestro nacimiento, por el simple hecho de estar aquí encarnando, sin que hayamos recibido ningún tipo de atención de ninguna clase por parte de REC, etc., vamos a trabajar con nuestro YS para eliminar, todo lo posible, la mayor cantidad de ellos. Como siempre, trabajaremos con una petición que solicite a nuestro YS que disuelva este tipo de dispositivos, pues, aun siendo «tecnología REC», no dejan de estar hechos de partículas y materia etérica, materia emocional o materia mental, y, por lo tanto, como cualquier otra cosa, también pueden ser disueltos y eliminados con trabajo y constancia por nuestra parte.

La petición que podéis usar es del tipo:

Solicito a mi Yo Superior y le doy permiso permanente para que elimine todos los dispositivos etéricos, emocionales, mentales, causales y álmicos presentes en mi estructura sutil y que forman parte de mi avatar. Solicito que se disuelvan y eliminen sus componentes, conexiones, filamentos, fuentes de alimentación y cualquier otro elemento que forme parte de estos mecanismos de bloqueo y limitación presentes en mi. Solicito que se eliminen, según mi YS vaya considerando adecuado, todos los programas, topes y limitadores asociados a estos dispositivos tecnológicos y que se restaure el funcionamiento natural de mi avatar sin la presencia y limitaciones que estos producen en mi. Gracias. 

Con ello, y con la reiteración regular de la petición y trabajando con vuestro YS, una gran parte de todo lo que traemos de serie podrá empezar a ser eliminado. Luego, con técnicas más precisas, si es necesario, se podrá averiguar si existe la presencia de otros implantes «no estándar» que sea necesario revisar más detalladamente, pero, ya con esto, podremos quitar una buena parte de todo lo que tengamos insertado por defecto en nuestros cuerpos sutiles.

La cuestión, como con todo, es entender que existe esta tecnología, ser consciente de que es algo real por mucho que no haya radiografía que los muestre, y que han sido usados para minimizar las opciones de desarrollo de los potenciales latentes del ser humano, ya que, por nosotros mismos, y gracias a los cambios energéticos sufridos por formar parte de la vida consciente de la Tierra que, con sus cambios, nos ha hecho cambiar también a nosotros. Gracias a ello se han podido ir activando en muchas personas algunas cualidades y capacidades que, al resto, quizás aún nos sorprenden y nos permiten soñar con unas funcionalidades presentes en nuestro avatar que, ahora, y de momento, solo vemos como posibles en las películas y dibujos de superhéroes, pero que forman parte de la genética que tenemos imbuida y de los potenciales que todo el mundo trae, por el solo hecho de tener un avatar humano.

 

 

un saludo,
David Topí

¿Nueva/o en el blog? | Glosario | Origen de la información 


Profundiza en este tema y amplia tu conocimiento sobre los diferentes aspectos “del mundo que no vemos”