Artículos y publicaciones

La dificultad de obtener información del YS preguntando letra a letra por la respuesta

Posiblemente muchos de vosotros habéis intentado obtener respuestas de vuestro YS con el péndulo preguntando letra a letra por la misma. Es decir, en vez de usar una tabla con múltiples respuestas ya predefinidas, hacéis una pregunta y le pedís que os deletree la respuesta. Y, en general, el resultado es desastroso, pues no solo en la mayoría de ocasiones salen palabras que no tienen ningún sentido, sino que, además, es que cuando lo volvéis a intentar vuelve a salir cualquier otra cosa que no se parece en nada a lo anterior y que puede que ni siquiera sea una palabra correcta en ningún idioma.

La respuesta está en el programa de las esferas mentales que rigen la información sobre el «abecedario», sobre el «alfabeto».

Cuando le preguntáis algo a vuestro YS, este conoce la respuesta, o, si no, la va a buscar donde sea (normalmente al campo de información que todos los YS comparten entre sí), y, por lo tanto, vuestro YS os puede deletrear esa respuesta en el idioma principal que tengáis codificado en vuestra psique (pongamos castellano). Así que, ¿por qué si mi YS me envía la respuesta correcta letra a letra luego el péndulo me da cosas que no tienen sentido?

Cuando la onda energética del YS baja por el cordón dorado con el paquete de datos que contiene la respuesta, este es recibido por el centro espiritual inferior, que hemos visto en el primer nivel de la formación. De ahí, el centro espiritual inferior conecta con el neo-córtex, y le pasa el paquete de datos para que sea analizado por los programas de la mente y puedan darle sentido antes de dar la orden al brazo de mover el péndulo hacia una letra determinada, sea con una tabla de letras o sea con preguntas de SI y NO. El paquete, al llegar al neo-córtex es traspasado a la esfera mental preconsciente, que recibe solo un «bit» con una letra, pongamos la «A«.

Puesto que la esfera mental preconsciente es la que filtra, analiza y decide qué hacer con cada paquete de datos que le llega antes de pasarlo a los siguientes niveles de análisis y decodificación de las otras esferas mentales, cuando recibe una «A», al no tener nada en concreto con lo que referenciarlo lo suele dejar pasar intacto. Hasta aquí bien, pues en la comparación con el paradigma y las bases de datos de la programación humana el dato «A» no es ningún parámetro que tenga que ser especialmente analizado o filtrado.

Cuando el paquete de datos con la respuesta del YS llega a la esfera mental consciente, esta no lo procesa, pues recordad, como hemos visto, que la esfera mental consciente se ocupa de todo lo que tiene que ver con la actividad del «día a día», la gestión de la realidad «tangible» y la gestión del cuerpo y del mantenimiento del avatar. Así, la esfera mental consciente pasa el dato a la esfera mental subconsciente y esta recibe un paquete que no sabe que hacer con él, pues no contiene más que una letra, la «A».

Así que los programas de la esfera mental subconsciente que son los que han de mover el péndulo enviando un pulso al brazo a través del neo-córtex, tratan de darle sentido a esa «A» y, para ello, buscan y miran qué es lo que posiblemente queréis obtener con esa respuesta.

Como el programa conoce la pregunta que ha sido emitida mentalmente hacia el YS (porque la habéis hecho para que vuestro YS reciba lo que queréis que os responda), intenta darle sentido a la respuesta decodificando (erróneamente) que ese paquete contiene la respuesta completa.

Así que si la pregunta era «¿cómo se llama tal cosa?», el programa y arquetipo que gestiona el alfabeto se pone en marcha y decide si esa «A» es correcta o no lo es para responder a la pregunta y, entonces, puede decidir entregar al neo-córtex una petición de «mueve el brazo hacia la C porque creo que es lo que la personalidad está preguntando».  

Para hacer este análisis se basa en todo lo que tiene almacenado en el cuerpo mental, otras informaciones cruzadas de otras esferas mentales, sistema de creencias, etc., así que computa y busca que es lo más adecuado responder, no intenta engañar de ningún modo, sino intenta encontrar la respuesta correcta con los datos disponibles.

Por lo tanto, en este caso, el músculo del brazo recibe el pulso energético de mover el péndulo hacia la «C» y empezáis a construir una palabra letra a letra siguiendo el mismo procedimiento que, luego, obviamente, no tiene ningún sentido.

Esto simplemente no sucede cuando tenéis una tabla completa de opciones predefinidas porque la palabra completa ya viene en la respuesta que el YS envía, así que cuando a la esfera mental subconsciente le llega el paquete con «RESPUESTA COMPLETA», simplemente le indica al neo-córtex que mueva el péndulo hacia la opción de «RESPUESTA COMPLETA» en la tabla, pues sabe que es una opción presente en la misma, y no tiene que suponer nada para poder analizarla. Por lo tanto, en breves segundos, ya tenéis la respuesta del YS reflejado en vuestra lectura.

En este caso, no ha sido el arquetipo de «alfabeto» el que ha tomado la decisión sino el arquetipo y programas correspondientes al tema de la pregunta, pues al recibir la respuesta que sea en su totalidad, ya saben a que concepto hace referencia y lo entregan (en general) sin distorsión, obteniendo una lectura correcta de aquello a lo que estamos preguntando.

David Topí

error: