Introducción al Irdin – Parte II

plane

Imagino que, muchos de nosotros, al pensar en razas más evolucionadas, tenemos la idea de especies o grupos que se comunican entre sí telepáticamente, o simplemente mediante formas de comunicación no verbal, que no necesitan o requieren de un lenguaje “escrito”. Y es correcto. El Irdin puede ser un lenguaje escrito si es necesario, pero también es un idioma “mental”, en el sentido de que se usa para comunicarse conocimientos, conceptos e ideas sin tener que escribirlas en ningún sitio, pasarle el “mensaje” al miembro de la otra raza a quien le quieres preguntar algo y esperar su respuesta por el mismo medio.

Lo que quiero decir es que el idioma es un conjunto de significados que se usa para que, cuando un miembro de una raza desea contactar con otro miembro de cualquier otra raza de Eur, sea mentalmente o sea por cualquier canal “físico” o “energético”, se puedan entender entre ellos a partir de la aceptación común del Irdin para todos los conceptos a transmitir en la conversación. Esto hace que el Irdin se pueda escribir con el alfabeto latino, o con cualquier otro alfabeto de cualquier otra especie, pues los conceptos que tienen asociados sus términos se pueden transcribir a cualquier idioma y con cualquier grafismo, y es el contenido “mental” del concepto lo que transmites cuando hablas en Irdin, de manera que, aunque yo pronuncie la palabra “Tiek” (lo más parecido a una despedida agradeciendo aquello que la otra persona ha dicho o hecho antes de despedirte de ella), lo que estoy transmitiendo es el concepto de “te agradezco el esfuerzo, trabajo y energía que has dedicado a este proceso que hemos hecho juntos y me despido de ti con esa gratitud”.

Por eso, cuando digo “Tiek” en mi idioma y con letras latinas “en mi mente”, como yo conozco el significado de Tiek, al emitir “Tiek” por mis cuerdas vocales o por mis pensamientos hacia otro ser de otra raza, no le emito la T, la I, la E y la K, sino que, la “onda” que resulta en mi psique al pronunciar esa palabra lleva el contenido de su significado, que es lo que aquel que recibe el sonido “Tiek”, analiza en su psique, comprende y entonces decodifica a su idioma natal. Es algo parecido a lo que explicamos hace años de comunicación por “transmisión de conceptos”, pues nuestros “guías” y YS, en general, nos transmiten así las cosas.

Es por esta razón que es necesario haber alcanzado un nivel evolutivo equivalente al “curso 25” de los 343 grados evolutivos de Eur como vimos en el artículo anterior, ya que la psique de los diferentes miembros de las razas de nuestra galaxia han de haber desarrollado una capacidad de decodificación y comunicación mental tal que, cuando oigan a un humano decir “Tiek”, sean capaces de recibir y entender la “onda mental” asociada al sonido emitido, con el concepto correcto, que “sale” de la mente de esa persona, entiendan o no entiendan lo que las letras t, i, e y k significan para nosotros y la pronunciación que le demos o la entonación o el ritmo con el que nos expresemos en la conversación. Es decir, el Irdin es un idioma que transmite el contenido directamente a nivel energético, independientemente de los sonidos que se usen o las letras con las que se representen en cada especie, por lo tanto, quien hable Irdin ha de poder “emitir” los conceptos que quiere comunicar, independientemente de las letras o sonidos que use, y quien recibe la comunicación, debe ser capaz de entender esos conceptos mentalmente y traducirlos a su idioma nativo.

Un enorme banco de datos de “conceptos”

Por lo tanto, todos los conceptos usados en Irdin son “registrados” y están presentes en todos los repositorios de información “energéticos”, que los miembros de las razas que forman parte de Eur, y que han llegado al nivel evolutivo adecuado, mantienen con actualizaciones constantes de nuevos conceptos que se suman al “archivo” del material y datos que se usa en este lenguaje. Esto implica, también, que todo ser consciente que use Irdin ha de ser capaz de conectar mentalmente, y de forma permanente, con estos “repositorios energéticos”, que se ubican en los diferentes inconscientes colectivos de las diferentes especies que han aceptado usar Irdin, y que han de mantenerlo actualizado con los avances y evolución que el idioma común en Eur vaya registrando.

Yo he aprendido algunas palabras en Irdin -y sus conceptos asociados- usando el alfabeto latino, y, por lo tanto, las palabras o frases que os pongo en los artículos usan las letras “normales” que todos hemos aprendido en la escuela. Al pronunciar esa palabra, simplemente emitimos un concepto, y que, “energéticamente”, otras razas decodifican mentalmente para comprender así a qué hacemos referencia.

Como muchas razas de niveles evolutivos muy elevados no usan ya nada “físico” ni “audible” para comunicarse entre ellas, se mandan directamente el “concepto”, telepáticamente, pero, ese contenido, cuando se conoce el Irdin, se sabe que está asociado a tal léxico o vocablo en tal lengua de tal raza de tal planeta. Por ejemplo, nosotros, usamos las letras t, i, e y k para crear una palabra que imbuya ese concepto, y otras razas asociarán el mismo concepto a otro tipo de grafismo, símbolo o “letras”, según cómo sean sus “mecanismos locales” de comunicación escrita y oral en sus planetas respectivos.

¿Quién creó el repositorio inicial de conceptos en Irdin para nuestro planeta?

Durante el proceso de creación del planeta, y tal y como hemos explicado en la monografía de la creación del ser humano, todas las razas que contribuyeron a crear el proyecto de “reserva de la biosfera galáctica” en la Tierra se “entendían” entre sí usando Irdin. Por este motivo, en el plano mental del planeta, crearon un repositorio de conceptos en Irdin copiando uno de los repositorios “centrales” de Eur, y, de esta manera, desde la época del troodon, existe en una región de nuestro plano mental una “base de datos” de Irdin, que, hoy en día, es mantenida y actualizada por todos nuestros YS y las jerarquías logóicas que nos asisten. A partir de este repositorio, fueron permeando y desarrollándose hacia nuestras antiguas civilizaciones diferentes vocablos para expresar esos diferentes conceptos, que son ahora las palabras que, de vez en cuando, os pongo en el blog para referirnos al nombre de tal raza, de tal logos o de tal cosa.

¿Qué uso se le da actualmente al Irdin? ¿Para qué se comunican las diferentes razas unas con otras?

La pregunta es fácil de responder: para lo mismo que los humanos nos comunicamos entre nosotros cuando deseamos “algo” de otra persona que no habla nuestro idioma. Simplemente, en este caso, en vez de hacerlo entre personas de dos países usando el inglés como lengua “puente”, lo hacen las razas de diferentes planetas usando el idioma “Irdin”, con la diferencia de que, en vez de aprender una serie de palabras que serán las que transmitas, has de aprender una serie de conceptos que son los que emitirás “energéticamente”, no importa que letras o sonidos uses para ello. Si para transmitir el concepto anterior de despedida (tiek), usara cualquier otro vocablo, pero emitiera el mismo concepto, aquel que lo recibiera decodificaría correctamente mi intención de decir adiós, aunque lo hubiera transmitido verbalmente con otras palabras.

Lo más parecido para hacernos una idea de este tipo de comunicación nos ha llegado a través de películas de ciencia-ficción en las que existen “comunicadores universales” que, automáticamente, traducen todo lo que una especie le habla a otra. En este caso, no hay tecnología de por medio, pues es un proceso mental el emitir el concepto al hablar o pensar y decodificarlo al escuchar o captar, pero es básicamente la manera de uso y el modo de funcionamiento del Irdin tal y como lo hemos mencionado. El otro “problema”, quizás, es que las creencias “nueva era” lo han distorsionado mucho, catalogándolo como “lenguaje angelical”, o lenguaje de las “estrellas”, adornando un idioma que no es más que un método de comunicación como lo es el inglés o el esperanto, sin ningún tinte “divino” o espiritual en sí mismo.

Algunos conceptos universales básicos

De los millones de conceptos que forman parte del Irdin, algunos son universales y básicos y podemos ir entrando en materia con ellos. Por ejemplo, el saludo.

Toda raza en Eur, y de toda galaxia en cualquier universo, es consciente de la importancia de un protocolo de saludo antes de empezar cualquier conversación. Nosotros decimos “hola” cuando te encuentras con alguien y luego le preguntas o le cuentas algo. Decimos “buenos días” cuando te cruzas con alguien por la calle o saludas a tus compañeros en el trabajo. En Irdin, el saludo es muy parecido al concepto que tiene la palabra “namasté”, pues una especie siempre saluda a otra – usando Irdin – enviando el concepto mental: “mi ser saluda a tu ser y se alegra de estar en contacto mutuo”. Así que, puede sonar “cursi” o no, pero si yo quiero saludar a mis guías, o algún ser de otra raza quisiera entablar una conversación con un humano, siempre empezaría con la palabra “Shumat, que, en alfabeto latino, imbuye y codifica ese concepto.

Para despedirnos, como hemos dicho, mis guías me suelen decir “adiós” usando “Tiek”, que os he explicado antes, pero también se puede transmitir el concepto “deseo verte pronto y que la próxima vez estés mejor que lo que estás ahora en todos los ámbitos de tu realidad”. Otra enorme frase que se suele transcribir en alfabeto latino como: “Sulmáh.

Para dar las gracias por algo, por ejemplo, cuando me ayudan con una sanación, me protegen de un ataque de REC o me sacan las castañas del fuego cuando estoy en momentos complejos, puedo usar Viráh”, que imbuye el concepto “estoy agradecido porque vuestra ayuda y asistencia me ha permitido seguir adelante con mis procesos de aprendizaje y crecimiento”. No sé si un humano alguna vez le diría eso a otro ser humano, pero, como nuestros guías y YS siempre buscan ayudarnos a crecer, evolucionar y desarrollarnos, cuando entre ellos se ayudan, y nos ayudan a nosotros, el “darse las gracias” imbuye todo lo anterior, pues para “eso” han prestado esa ayuda.

Evolución de los vocablos en Irdin

De igual manera, todo el resto de la sintaxis y formas gramaticales del idioma se ha codificado similarmente. Las expresiones y los conceptos que imbuyen se codifican en un vocablo que queda registrado en el repositorio mental de Irdin del IC de cada raza. Para nosotros, por ejemplo, el Irdin “original” se codificó en un idioma que ahora ya no existe, por lo que, si quisiéramos escribir un concepto determinado usando el alfabeto latino, cirílico o con caracteres chinos, se tendría que producir una adaptación desde el repositorio de conceptos mentales de Irdin hacia su alfabeto “base” original y, de este, hacia el alfabeto final “actual” (por ejemplo, el latino).

En nuestro caso, el alfabeto “base” ya no existe, pues era un alfabeto “estándar” entre las razas de Eur de tipo simbólico-pictórico que las razas que intervinieron en el plano físico de la Tierra para terraformarla decidieron usar mientras duró su trabajo.  Por lo tanto, fueron los YS y aquellos grupos que asisten a la humanidad los que crearon los “léxicos” para los diferentes idiomas presentes en los inicios de nuestra civilización a partir del repositorio de conceptos, haciendo un “puente” entre el concepto mental y la palabra en alfabeto latino (por ejemplo), que son los vocablos que ahora usamos para ponerle nombre a las cosas en Irdin y que los YS y otros grupos han ido actualizando y manteniendo con el paso de los milenios, y con los cambios semánticos que se han dado en nuestras culturas con el tiempo.

Así, por ejemplo, cuando mis guías me piden que me ponga a meditar para conectar y que me expliquen “algo”, me lo indican con el concepto: “Entra en un estado libre de ruido mental para recibir información”, y esa “acción”, que es un verbo (meditar para mí, en castellano), en Irdin se codifica con el vocablo: “Valjin”. Pero la palabra “valjin” es una evolución de otro vocablo que fue el término original en el alfabeto simbólico “base” en el que se codificó el Irdin cuando fue traído a nuestro planeta para la acción de “meditar” (o entrar en un estado libre de ruido mental para recibir información, como me lo dicen aquellos que me asisten y mi YS).

Todo se puede expresar como concepto en Irdin

Sigamos con más términos. Cuando, por ejemplo, REC y SC están intentando distorsionar mi realidad o mi vida de alguna forma, aquellos que me asisten me transmiten el concepto: “las ondas proyectivas que forman tu realidad están siendo interferidas por fuerzas externas que provocan alteraciones en el mundo en el que vives”. Y eso, en Irdin, se codifica con la palabra “Vugal” usando la adaptación “latina” del vocablo original base.

Para los números, por ejemplo, se usa el nombre del SER que “es” ese campo de consciencia que representa el número, como ya explicamos en la serie de artículos sobre numerología actualizada del año pasado. Para los colores, por ejemplo, se usa el concepto que representa la “onda” con la frecuencia de vibración que da lugar a ese color. Para indicar que algo le pertenece a alguien en concreto (mi casa, el coche de mi amigo, etc.), se usa el concepto: “Aquel que ahora hace uso de ese recurso y lo mantiene bajo su campo de realidad como herramienta de trabajo” y se pone la palabra se” con el nombre de quien tiene “eso”, y luego el concepto que representa “eso”. Por ejemplo, si quiero indicar que ese objeto me “pertenece”, tendría que transmitir: se-David nombre del objeto.

Como veis, esta forma de comunicación se puede aplicar en cualquier punto del universo, en cualquier parte de la galaxia, para cualquier raza y en cualquier tipo de situación, a múltiples niveles evolutivos, y, de ahí, su uso como lengua común de todas las especies de Eur a partir del nivel 25. Seguiremos dando pautas sobre el funcionamiento del Irdin en futuros artículos, a medida que comprendamos y sentemos las bases teóricas para otros conceptos sobre la psique humana que aún no hemos tocado, y en los que nos iremos adentrando poco a poco.

David Topí


La fuente de la información | Comprobar la información del blog  |  Cómo funcionan las peticiones | Glosario | Descargas 


 

Dale sentido al mundo que te rodea y a las experiencias que no puedes explicar

 

Aquí puedes encontrar todos los libros publicados hasta el momento, para profundizar y comprender mejor los temas que tratamos en el blog y ampliar tu conocimiento sobre los diferentes aspectos de “el mundo que no vemos”.


Buscador del blog

error: